LA PRÁCTICA DE LA RELAJACIÓN COMPLETA

Estándar
relajación guiada

La sesión de asanas de hatha yoga concluye con la práctica de la relajación completa, que se realiza en la posición o en el asana de shavasana por un período de 5 a 10 minutos, aunque si se desea puede prolongarse el tiempo que se considere oportuno.

La relajación consciente produce un profundo descanso psíquico-mental y da la oportunidad al organismo de asimilar adecuadamente los efectos benéficos generados por las asanas. También puede practicarse la relajación independientemente de las asanas, en cualquier momento del día que se necesite recuperar energía, descansar o tranquilizarse.

Existen muchas técnicas de relajación y todas pretenden un mismo objetivo: eliminar las tensiones y restablecer el equilibrio psico-físico. Cómo las tensiones son de naturaleza inconsciente, basta con tomar consciencia de las mismas para que se diluyan pos sí solas.

Desde este perspectiva, la relajación física básicamente consiste en pasear la atención por todo el cuerpo, descubriendo y desenmascarando las tensiones. Allí donde encontramos áreas especialmente tensas, les dedicamos un poco más de tiempo, hasta que la consciencia alcance su núcleo, la raíz de la tensión. En eses instante la tensión comenzará a disolverse, terminando por desaparecer, dejando tras de si una sensación de alivio y bienestar.

El proceso de relación no requiere ningún esfuerzo, es más bien todo lo contrario, un gesto o un acto de confianza y abandono. Sucede lo mismo que con el sueño; si nos esforzamos en dormir lo más seguro es que no lo consigamos. En cambio, cuando nos despreocupamos, el sueño aparece espontáneamente.

Durante la relajación nos limitamos a vivir conscientemente el cuerpo, permitiendo que los mecanismos naturales de distensión se pongan en marcha por sí mismos. Un elemento fundamental que impulsa todo el proceso de relajación es la respiración consciente, lenta y natural.

Puedes comenzar a relajarte ahora mismo, mientras lees este artículo. Seguramente tu postura o posición no es completamente cómoda y tendrás algunos músculos innecesariamente tensos. Observa y reconoce tu cuerpo, Deja que tu postura se reajuste soltándote al máximo. Comprueba si tu respiración es totalmente libre y RELÁJATE.

Les dejamos un enlace a una de nuestras relajaciones guiadas gratuitas, titulada “Relajación Alfombra Mágica”

http://unrespiro.es/video/relajaci%C3%B3n-guiada

¡QUE LA DISFRUTEN!

 

www.unrespiro.es
Técnicas de desarrollo y evolución personal on line
(yoga, meditación, relajación, pranayama, tai chi, pilates, PNL, mindfulness, Coach y mucho más)

Anuncios

ETAPAS O FASES EN LA EJECUCIÓN DE UNA ASANA O POSTURA YÓGUICA

Estándar
yoga en casa

Cada postura o asana del hatha yoga tiene 3 fases en su ejecución, divididas en movimientos dinámicos y estáticos:

 1. FASE DE INICIACIÓN

Es la fase dinámica que conlleva irse moviendo lentamente desde la posición de partida hasta llegar a colocarse en la postura deseada. Debe realizarse sin detenerse, de forma continua, lenta y controlada, hasta llegar a mantener la postura inmóvil.

2. PERMANECER EN LA POSTURA O ASANA

Es la parte dedicada a la postura o asana en sí misma, mantenida inmóvil, estática, durante el tiempo que la capacidad lo permita.

3. FINALIZACIÓN O DESHACER LA ASANA O POSTURA

En la fase dinámica de retorno a la posición de partida de relax. De nuevo se hacen los movimientos lenta y controladamente.

Las tres etapas son igualmente importantes y se debe procurar perfeccionarlas. Al final de cada postura o asana hay que relajarse el tiempo que se considere oportuno.

Si quieres aprender a hacer yoga en casa on line con un profesor especializado consulta nuestro curso de “yoga para principiantes e iniciados” en http://unrespiro.es/detaille-curso/Valvanera-Berenguer/clases-hatha-yoga-online-en-casa

NAMASTE

www.unrespiro.es
Técnicas de desarrollo y evolución personal on line
(yoga, meditación, relajación, pranayama, tai chi, pilates, PNL, mindfulness, Coach y mucho más)